¿Ni la tormenta de Santa Rosa nos van a dejar?: la nueva cruzada de los meteorólogos

Fecha:

Pocos personajes de los medios de comunicación son tan cuestionados como los meteorólogos. Injustamente. Aciertan la gran mayoría de las veces que nos informan sobre el pronóstico del tiempo, pero la gente siempre recuerda el día en que fallan. Claro, no es lindo salir sin paraguas cuando se desata una fuerte lluvia o andar paseando un abrigo durante toda la jornada porque nos habían prometido una ola polar que jamás llegó. Y pasa desapercibido ese pantalón liviano que nos salvó de sufrir el calor que a las 8 de la mañana desde la pantalla del noticiero nos habían advertido que ocurriría.

El éxito de la película “Granizo” protagonizada por Guillermo Francella a través de la plataforma Netflix, se trata justamente del otro lado de la moneda: cómo vive un famoso meteorólogo el maltrato del público luego de pronosticar algo diferente a lo que finalmente sucede.

A favor de los meteorólogos, la suya es una ciencia de probabilidades que nunca indican una certeza de 100%. Y menos que menos en un país en el que faltan radares para analizar los movimientos de vientos y nubes, y medir las condiciones de humedad y temperatura de la atmósfera.

En contra de los meteorólogos, ahora, está la última cruzada que parecen haber emprendido en la TV nacional: la desmitificación de la tormenta de Santa Rosa. Convertidos en estrellas de cada uno de los canales de noticias, pasaron al ataque luego de tantos años de sufrimiento y, en base a su conocimiento técnico, le quitan mérito al conocimiento empírico que se traduce oralmente de generación en generación en un país en el que, como dependiente de la producción del campo que es, intuir cómo va a estar el tiempo es fundamental para la vida de millones de personas.

Cada 30 de agosto, la Iglesia Católica celebra el día de Santa Rosa, venerada en toda América Latina. Y la cultura popular sabe que -desde cinco días antes o hasta cinco días después- en esa fecha cae un fuerte chaparrón que moja la tierra. La famosa tormenta de la patrona de la capital peruana.

En estos días, varios meteorólogos se han enojado al aire cuando -en clara “chanza” armada junto a los conductores- les preguntaron si la lluvia pronosticada para este sábado, luego de la suba de temperatura de las últimas horas, es la tradicional tormenta de Santa Rosa. ¡Insólito!

Los especialistas se empeñan en explicarle a la audiencia que lo que realmente ocurre es que la tormenta para este época del año se debe al cambio entre el invierno y la primavera, que desde el norte llegan masas de aire más húmedas generando fuertes lluvias. Y que nada tiene que ver el milagro adjudicado a Santa Rosa de Lima en 1615, cuando una increíble tormenta en esa zona en la que no son comunes impidió la invasión de un barco pirata holandés.

Si el fenómeno meteorológico ocurre siempre cercano a la fecha en la que se celebra Santa Rosa… ¿por qué esa necesidad de embestir contra la tradición (y el conocimiento) del vulgo? ¿Acaso el perfeccionamiento de su área de estudio los empoderó para llevarse por delante saberes populares como el “veranito de San Juan”, “viento del este, lluvia como peste” y el acumulado empírico de años de estudiantes con -por ejemplo- calor cuando vuelven las clases (sea a finales de febrero o comienzos de marzo) y mojados en el festejo del Día de la Primavera?

Como la meteorología es un fenómeno que nunca tendrá 100% de acierto, habrá alguno de los 365 días del año que quienes se dedican a ella recibirán críticas. Lo sufren hasta quienes trabajan para equipos de la Fórmula 1 y fallan su previsión de lluvia para tal o cual vuelta de una carrera, a pesar de los millones e dólares invertidos en un deporte de ultra élite como ese. Es tan solo un ejemplo. Ustedes eligieron una profesión hermosa pero que tiene implícito el enojo de la gente con unas gotas inesperadas o un calor mayor al que está dispuesta a soportar. Si no les gusta, a llorar a la Iglesia. Y de paso, a rezarle a Santa Rosa.

Compartir

Últimas noticias

Suscribite a Gaceta

Relacionadas
Ver Más

Paro docente contra jornadas de trabajo y capacitación los sábados

Es por la "recuperación" que dispuso Rodríguez Larreta del feriado por el intento de magnicidio de Cristina Kirchner.

El pasaje de subte pasará a costar 42 pesos

El aumento del 40% se funda en "el aumento de los costos y la caída de la demanda por la pandemia", según Sbase.

Bomba política. Avanza el mausoleo para Diego Maradona: Dónde y cuándo lo piensan construir

Mientras, la batalla judicial por su herencia y por los negocios que de su imagen derivan está en pleno trámite con internas notorias y ocultas entre sus descendientes y algunas exparejas.

El Ciudad vuelve a rematar propiedades por herencias vacantes: las bases

Los inmuebles que salen a remate se encuentran en los barrios de Palermo, Caballito, Retiro, Recoleta, Flores, San Nicolás, Monserrat, Liniers, Monte Castro, Constitución y Almagro.