El kirchnerismo presentó un proyecto para estatizar siete represas hidroeléctricas

Fecha:

Compartir

El senador Oscar Parrilli (Frente de Todos) presentó un proyecto de ley para gestionar de manera estatal las siete represas hidroeléctricas privatizadas durante los noventa, cuyas concesiones vencen el año próximo.

Están ubicadas en las provincias patagónicas de Neuquén, Río Negro y Chubut, y el legislador “cristinista” propuso la continuidad legal a través de la empresa pública Energía Argentina (ENARSA) en sociedad con las provincias.

La iniciativa propone que, a partir del año próximo, cuando finalicen las concesiones hidroeléctricas de jurisdicción nacional “la administración, operación y explotación de cada uno de los aprovechamientos hidroeléctricos otorgados oportunamente en concesión, sea asumida por Energía Argantina S.A. (ENARSA)”.

El proyecto tiene el acompañamiento de los senadores Silvia Sapag, de Neuquén; Martín Doñate y Silvina García Larraburu, de Río Negro; y Carlos Linares, de Chubut.

Además señala que Enarsa deberá asociarse con las provincias titulares del recurso, aunque como opción para cada caso el proyecto abre la puerta para que se pueda “incorporar la participación del capital privado”, siempre y cuando la empresa estatal mantenga el 51% de las acciones.

Leer más…

Compartir

Últimas noticias

Suscribite a Gaceta

Relacionadas
Ver Más

Procesaron a Luis Etchevehere y a su madre por el vaciamiento de “El Diario” de Paraná

El exministro de Macri es acusado por presunta administración fraudulenta..

A pesar de la sequía, en 2023 ingresarían más de U$S 40.600 millones

La mayor siembra de soja compensaría una posible caída de los precios internacionales y los dólares ingresarían fuerte a partir de fines de marzo.

Patricia Bullrich, enfurecida con Gerardo Milman, ve fantasmas

Gerardo Milman viene dando tan pocas explicaciones dentro de...

Polonia quiere poner tope de 30 dólares al barril del petróleo ruso y el resto de la UE se opone

Mientras, Chipre, Grecia y Malta consideran que el límite es demasiado bajo y exigen una compensación por la pérdida de negocios o más tiempo para ajustarse.