CELAC. Lula: “Espero que Argentina no permita que la extrema derecha gane las elecciones”

Fecha:

Compartir

El presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva opinó sobre el futuro electoral en la Argentina y pidió a la sociedad que “no permita” que “la extrema derecha gane las elecciones” de octubre.

Luego de la reunión bilateral con su par argentino, Alberto Fernández, si bien no discriminó a la vertiente que lidera Mauricio Macri de a las agrupaciones libertarias como la de Javier Milei, dejó en claro su rechazo a esa oposición, vinculada de diversas maneras al bolsonarismo.  

“No me gusta hablar sobre la política de otro país, lo único que puedo decir es que cuando Alberto ganó las elecciones en la Argentina fui muy feliz”, respondió da Silva ante la consulta de la agencia Noticias Argentinas. Y agregó de cara a Alberto: “No sé si será candidato a las elecciones o no, no sé cuántos candidatos disputaran las elecciones, lo único que espero es que la Argentina no permita que la extrema derecha gane las elecciones”.

En la misma línea, el líder del PT aseguró que “la extrema derecha no funcionó en ningún país que gobernó”, y envió un mensaje al “pueblo argentino” para que usando “su inteligencia, no permita un desastre aquí a nivel electoral” en los comicios presidenciales del 30 de octubre.

Desde el Salón Blanco, Da Silva aprovechó la ocasión para disculparse por las críticas de su antecesor, Jair Bolsonaro, contra Fernández, y aseguró que trabajará en el fortalecimiento de la relación entre ambas naciones. “Quiero decirles que pido disculpas al pueblo argentino por todas las groserías que el anterior presidente de Brasil (Jair Bosonaro), que yo digo que es un genocida, por todas las ofensas que le dijo a Alberto Fernández”, planteó.

A su parte, Fernández aseguró que ambas naciones comparten objetivos en común, y comparó a los exmandatarios Bolsonaro y Macri: “Nos siguen vinculando los mismos problemas y necesidades. Por Brasil pasó Bolsonaro y por la Argentina pasó (Mauricio) Macri. Los desafíos que tenemos son muy parecidos”.

En la declaración conjunta firmada por ambas naciones, compuesta por 16 carillas, y acordada durante el intercambio, ambos mandatarios coincidieron en un cuestionamiento a la Justicia: “Resaltaron el insustituible rol que las instituciones judiciales poseen en sus ordenamientos constitucionales como garantía de los derechos de las personas frente a las persecuciones por razones políticas y el lawfare”, reza uno de los párrafos conjuntos.

“Necesitamos construir amigos, socios y por eso quiero afirmar, Alberto Fernández, mi amigo y presidente de la Argentina, Brasil está otra vez de brazos abiertos para acoger a los compañeros argentinos”, expresó el líder del PT a su par. 

Por último, y a su turno, el titular de la CELAC hizo referencia a los incidentes protagonizados en Brasilia por radicalizados bolsonaristas el pasado día 8 y se mostró en defensa de las instituciones. “Quiero que sepas que desde la Argentina vamos a estar siempre a tu lado, no vamos a dejar que ningún delirante ataque a la democracia y las instituciones de Brasil. No vamos a dejar que ningún fascista ataque la soberanía popular”, concluyó el Presidente.

Compartir

Últimas noticias

Suscribite a Gaceta

Relacionadas
Ver Más

Turquía advierte al embajador de EEUU: “Quite sus sucias manos de nuestro país”

"Sé claramente los pasos que ha dado y cómo quiere sembrar la duda" en el país, declaró el ministro del Interior, Suleyman Soylu.

Vladímir Putin conmemora la batalla de Stalingrado: “Vuelven a amenazarnos con tanques alemanes”

Tras la rendición del III Reich el 2 de febrero de 1943, se convirtió en un presagio de victoria del Ejército soviético sobre las tropas nazis.

EEUU: Jair Bolsonaro pidió un visado de turista por seis meses

El expresidente de Brasil se encuentra en el país norteamericano desde el pasado 30 de diciembre, dos días antes de que asumiera Lula da Silva.

Brasil: Jair Bolsonaro podría volver de EEUU “mañana, dentro de seis meses o nunca”, advirtió su hijo

El ultraderechista enfrenta una investigación sobre su supuesta participación en los ataques del 8 de enero a las sedes de los tres poderes. Su mujer, Michele, regresó a Brasilia el jueves.