Malvinas: Cameron “dejó claro” que la posición de Londres “sigue siendo la misma”

Fecha:

Compartir

Luego del encuentro con Mauricio Macri en Davos, una declaración conjunta había señalado que \”existe la posibilidad de abrir un nuevo capítulo\” entre ambos países.

El primer ministro británico, David Cameron, “dejó claro” que la posición del Reino Unido sobre la cuestión Malvinas “sigue siendo la misma” y que en el reciente referéndum “quedó absolutamente claro que los habitantes de las islas quieren seguir siendo británicos”.

La comunicación de Londres tuvo lugar luego del encuentro entre el presidente argentino Mauricio Macri y el premier, y también apuntó que se mostraron de acuerdo en que “existe la posibilidad de abrir un nuevo capítulo” entre ambos países.

En la primera reunión formal en años entre mandatarios de Argentina y Gran Bretaña se abordaron tres tópicos: “Reforma económica, comercio e inversión y las Falkland (Malvinas)”, explica el texto difundido por el gobierno del Reino Unido.

“Ambos acordaron que había una oportunidad para embarcarse en un nuevo capítulo en las relaciones”, indica el texto.

Compartir

Últimas noticias

Suscribite a Gaceta

Relacionadas
Ver Más

Milei en Davos: igualó a populistas, globalistas y progresistas con los nazis

El mandatario argentino puso en el mismo escalón también a "comunistas, fascistas, socialistas, socialdemócratas, nacional-socialistas, democristanos, keynesianos, neokeynesianos y nacionalistas".

A 100 días del ataque de Hamas: Israel puso fin a la “fase intensiva” de la guerra

Todas los fronteras israelíes con actividad bélica. Situación de los rehenes. Discusión en La Haya.

Argentina, en listado de “alerta de viaje” para ciudadanos israelíes

La medida del Consejo de Seguridad Nacional (CSN) israelí, que se informó en un comunicado oficial del organismo, alcanza a casi toda Europa Occidental y Sudamérica, así como Australia, Rusia, África y Asia Central.

Medio Oriente: la utopía como ilusión

Sin un interés genuino por el bienestar del otro independientemente de su origen, es decir, sin una convivencia pacífica entre hermanos, la conciliación es casi imposible y la situación seguirá cronificándose.